PORTADA      > Mapa Concejo Educativo de Castilla y León     
Parar la aplicación de la LOMCE en 2016-2017. Manifiesto público.

[ÚLTIMOS]  ...Y con los deberes ¿ahora qué?       Precariado universitario     




Seguir este sitio
Breve en la Sección Aprendizajes: qué y cómo
¿Qué currículo? ¿qué fracaso?

18 de marzo de 2006

Estaba allí sentada, era una chica de 2º de ESO y cumplía un castigo en el recreo.

«Ya he acabado» le dijo al "profesor que cuidaba”, cuando todavía faltaba medio recreo.

«¿No estas castigada todo el recreo?».

«Ya, pero ya he acabado».

«¿Porqué te han castigado?» le preguntó el profesor.

«Por no hacer hoy la tarea de casa».

«¿Nada más?» Se le escapó a él, pensando que para dejar a alguien sin su recreo harían falta, en todo caso, causas más justificadas, para las que que no se encuentra otra alternativa.

«¿Y qué te ha mandado hacer?».

«Me ha mandado copiar 100 veces: debo hacer la tarea».

«Mmm...» se oyó al “profe que cuidaba”, sin saber cómo seguir « ... y...¿ya has acabado?, has sido muy rápida ¿no?» «Ya, bueno» respondió la chica «es que he hecho más de la mitad en clase».

«¿No te han dicho nada?».

«No me han visto, claro» dijo ella, sin pensar que a quien tenía delante era otro profe.

«Ya...» pensó en decirle que por qué no se ponía con la tarea que no había hecho y que había sido “la causa”del castigo. Se puso, sin querer a dar un repaso rápido a la situación: la chica no hace la tarea y la dejan sin recreo, para que aprenda, en vez mandar que la haga, le mandan copiar cien veces una frase que, cuando vaya por la vigésimo quinta vez, ya no tiene ni sentido, la chica hace parte durante la clase. Fue sumando y se dio cuenta que al final: no está hecha la tarea, la chica ha perdido otra clase y estaba perdiendo su recreo. ¡Qué absurdo todo!, le pareció.

«Profe, qué hago, me voy a por el bocata o espero» dijo ella mientras le miraba un poco extrañada de la sonrisa “lastimera”que parecía que se le estaba escapando al “profe que cuidaba”.

«Vete a comer el bocadillo» decidió para que, por lo menos, la clase de después del recreo no la perdiera también por tener que almorzar.

Contaba esta historia de su Instituto “el profe que cuidaba”, al hilo de una discusión sobre el currículo que nos espera y el fracaso escolar que podrá o no seguir existiendo. Habíamos leído en el País un nuevo informe de evaluación del alumnado, esta vez de Primaria y de 2003: Un 49% de los alumnos de primaria no tiene un nivel aceptable en matemáticas (informe completo en pdf)

Nuevamente se resaltaba en el titular, el fracaso de un alumnado uniforme en supuestas condiciones igualitarias (aunque el informe abarque más elementos como se ocurrió también con el famoso informe PISA ver análisis del informe PISA en la web de Concejo Educativo de CyL)

El caso es que nos recordó a “nuestra chica de 2º de ESO”. Se hablaba en este informe de 2003, de las horas de trabajo en casa: en primaria la respuesta más común era entre una y dos horas diarias (aunque hay quien dice llegar hasta seis). Nuestra castigada puede que no llegue ahí, ni estando en Secundaria. Es cierto:“la chica de 2º de ESO”, no había hecho la tarea de casa ese día, pero ni siquiera el profe que cuidaba sabía por qué, ni las condiciones en su casa. Quizá ella acabe en los porcentajes de alumando fracasado.

A pesar de su "incumplimienmto", con una dinámica como la que marcó la persona que impuso el castigo, ¿no estaremos ayudando a un posible fracaso real, de verdad, el de alguien que cada vez se siente más lejos de lo que debe estudiar?.

Puede que la persona que le mandó copiar, tenga en su materia un programa que nos parezca interesantísimo, pero ¿de qué vale si lo que se resalta es un castigo en el recreo por no hacer las tareas?

Habría que revisar muchas cosas en profundidad,si es posible, ahora que se avecina el desarrollo una ley nueva (o en el momento que pduiera ser).

Una es el concepto de fracaso escolar para que se hable menos de alumnado fracasado y más de procesos que fracasan o tienen éxito (ver artículo en la web de Concejo Educativo de CyL).

Otro es la idea de currículo, de qué debe aprenderse, para que en él se incluyan aspectos como la forma de impartirlo (ver artículo en la web de Concejo Educativo de CyL).

Puede que, cambiando esos dos conceptos y lo que arrastrarían, estemos ayudando a “nuestra chica de 2º de ESO”, a no aparecer como fracasada en los estudios y hasta que le guste algo más lo que le ofrezcan en clase.


A propósito de... (Breve quincenal)
Concejo Educativo de CyL
+ breves quincenales








Mapa del sitio Concejo Educativo de Castilla y León
Movimiento de Renovación Pedagógica
www.concejoeducativo.org
Ir arriba

Este sitio puede funcionar colaborativamente gracias al programa libre SPIP www.spip.net