PORTADA      > Mapa Concejo Educativo de Castilla y León     
Parar la aplicación de la LOMCE en 2016-2017. Manifiesto público.

[ÚLTIMOS]  25 mayo 2017 => Educación financiera ¿"religión empresarial" o educación ciudadana?       23 mayo 2017 => Luchar por el medio rural desde la educación     




Seguir este sitio
Breve en la Sección Política educativa
Educar para la ciudadanía, ¿un reto utópico?

29 de octubre de 2006

¿Hay que educar para ser ciudadana a y ciudadano? Casi nadie lo pone en duda ¿No es un objetivo fundamental de todo el sistema educativo? Si es así ¿cómo pueda desligarse, por ejemplo de la Lengua, las Ciencias Sociales y Naturales (o Conocimiento del Medio)? ¿Es posible recluirla en el cerco de una materia impartida algunos años aislados de la escolarización?

La educación para la ciudadanía no es algo trivial. ¿Qué abarca? ¿Consiste sólo en lograr que “se vote” o que “se entienda sentido del voto”, incluso a «enseñar a actuar» de forma crítica, solidaria, responsable y con conocimiento de causa (de las causas y los fines)? Educar para la ciudadanía va bastante más allá de ofrecer un “manual de buenas costumbres”, incluso más allá de los valores.

Si es tan importante, si es algo generalizado, que debe servir a la gran diversidad de personas que viven hoy día en España ¿Cuál debe ser el marco al que se acoja? Evidentemente lo serán la Constitución que hoy existe y que abarca a todo el Estado y los Derechos Humanos, de carácter universal. No en balde se incluyó, a petición de algunas organizaciones el término de derechos Humanos en el nombre de la materia de Primaria.. Si ese no fuera el marco, sería denunciable(ver resumen del borrador)

Desde este punto de vista la educación para ciudadanía es algo que deben asumir las administraciones públicas en un estado democrático, porque es su obligación inherente. La cuestión es si dejándola relegada a la impartición en algún curso y en una materia está cumpliendo esa obligación (hay quien dice que más vale “pájaro en mano”), o si haría falta que impregnara todo el Sistema Educativo: sus materias, sus actividades, sus interrelaciones con la sociedad y las organizaciones sociales, etc. Algo de eso ya decía la UNESCO.

A pesar de todo hay quien proclama la objeción de conciencia en esta materia por considerar que las administraciones públicas del estado no pueden formar a su ciudadanía dentro de la Constitución y los Derechos Humanos. No lo hacen en aras de exigir planteamientos más globales, sino para reclamar para las religiones, el derecho único (de carácter, por tanto, fundamentalista) sobre la formación ética de las personas, por encima de la sociedad y de las familias, repudiando todas las opciones distintas ante la vida, el matrimonio, la orientación social,...Pero ¿no se trata del derecho de todo el mundo a su diversidad? O ¿sólo valen las opciones “bendecidas”

Como por encanto, hemos visto los días pasados el nacimiento de una nueva “asociación juvenil” a nivel de estado que, reuniendo a 100 personas en una manifestación convocada para toda España en Valladolid, ha tenido una cierta repercusión en la prensa, incluso nacional. Casualmente su nombre tiene que ver con “el boicot a las clases”. Achacan a la propuesta de Educación para la Ciudadanía el ser “doctrina socialista”. ¿No era la Constitución y los Derechos Humanos algo universal? ¿Si están contra de eso, qué proclaman?...


Breve de Concejo Educativo de CyL
+ breves de Concejo


Comentarios

  • > Educar para la ciudadanía, ¿un reto utópico?
    6 de mayo de 2008, Publicado por J.J.
    Cada persona puede manifestarse contra lo que desee (esto tan simple parece que los muy "progresistas" lo olvidan con frecuencia al defender sus pequeñas ideas). Esos "manuales de buenas costumbres" que ya apenas nadie se molesta en transmitir a sus vástagos serían muy beneficiosos para la sociedad de a pié, para el día a día y no tanto las grandes palabras como universal, democrático ... que oímos a todas horas. Que un joven sepa que debe levantarse para ceder un sitio en el autobús a una persona de más edad no creo que haga daño a nadie (lo contrario sí que lo hace), igualmente si sabe respetar los árboles de la calle, las papeleras, los contenedores y el material público y urbano en general. También sería loable que cualquier joven aprendiese a no poner la música para sus vecinos, a no gritar cuando ya es tarde y a respetar el descanso de las personas que trabajan. No se si esto se contempla en ninguna asignatura prevista o en los proyectos de centro, pero desde luego va haciendo falta poner manos al asunto y hacer algo por muy poco progresista que ello suene. Nos beneficiaría a todos mucho más que se mejorase ese comportamiento diario en lugar de perder el tiempo con discusiones peregrinas sobre el respeto al género cuando se habla (que yo sepa, el masculino engloba y respeta a todos y no hay que ir diciendo por la vida jóvenes y jóvenas, alumnos y alumnas ...). Esa disciplina y ese saber estar y comportarse en todo momento (en el aula y en la calle) es lo que deberíamos conseguir, primero desde casa y luego en la escuela. El resto es justificar nuestro sueldo con cosas que nadie necesita, se llame ciudadanía o se llame de cualquier manera.






Mapa del sitio Concejo Educativo de Castilla y León
Movimiento de Renovación Pedagógica
www.concejoeducativo.org
Ir arriba

Este sitio puede funcionar colaborativamente gracias al programa libre SPIP www.spip.net